Burdeos 2009: Confirmado…Grandes Crus históricos

Apenas llevan cuatro meses en botella pero son vinos maravillosos, de una calidad excepcional en una añada fantástica.

Los había catado en primeur, es decir, anticipadamente, en su proceso de crianza. Algunos de ellos los había vuelto a degustar en las barricas en los dos últimos años, durante visitas a los chateaux. Otros más en Junio, durante Vinexpo y uno de mis recorridos regulares por los vinos de Burdeos.

Logotipo de la Unión de Grandes Crus de BurdeosYa no me queda duda. La añada 2009 es de antología y pienso que será de nivel similar o superior a las históricas 2005, 1990 y 1982.

Hay muchos años por delante para especular en ello, pero después de la cata anual presentada en Londres por la Unión de Grandes Crus de Burdeos, UGCB, me ha quedado emocionado el paladar después de la suavidad de táninos, la potencia y elegancia de los vinos, su excelente acidez y el increíble potencial de guarda de esta cotizada cosecha.

Mi aproximación organoléptica no me deja mayor inquietud, más allá de tratar de descifrar el momento ideal de saborear en una buena cena estos vinos únicos.  Algunos son tan balanceados y bien ensamblados, que, contrario a la regla y al protocolo, se podrían beber hoy mismo. Pero no lo aconsejo.

Los Grandes Crus de Burdeos 2009 son y serán vinos históricos, y tienen un largo camino para expresar la inmensa calidad de una de las mejores añadas en tres siglos. Serán superiores en 10 años y súblimes en unas décadas. Gracias a la modernización de equipos, mejores técnicas de vinificación, extremo cuidado en el viñedo -incluyendo selección y poda en verde- y una selección más rigurosa que llega hasta el empleo del sofisticado y costoso equipo de selección óptico (tri optique), el resultado vinícola es un conjunto de vinos por encima de los 90 puntos y un movimiento en busca de la máxima calidad.

La sesión en Londres fue una verdadera maratón, con 850 selectos invitados de la prensa y del negocio vinícola, catando 140 vinos en 6 horas. La añada ameritaba tamaño interés.

Cata 2009 de la Union de Grandes Crus de Burdeos en Londres (Foto: rincondecata.com)

Durante la jornada pude apreciar vinos de color rubí profundo, algunos casi púrpura, con un interesante equilibrio entre alcohol y acidez, (a pesar de llegar en ocasiones a los 15º), con una gran sensación de frescura transmitida por notas de eucalipto y menta, unidas al regaliz, la cereza, la grosella negra, la frambuesa, la ciruela y los higos. Y bien manejado el empleo de la barrica, con pocos casos de exceso.

En los vinos blancos de Pessac Leognan, la acidez es casi perfecta con notas cítricas elegantes y aromas de frutas tropicales, mientras que en los dulces Sauternes y Barsacs, la piña, el albaricoque, la papaya y la naranja, tienen importante presencia. Ambas regiones han producido vinos excepcionales para larga guarda y deleite tardío.

“2009 fue un año cálido y los vinos son opulentos, potentes, muy precisos, con gran cuerpo y magníficos taninos”, me dijo Sylvie Cazes, presidente de la UGCB, que reune a 135 grandes crus bordeleses de Médoc, Graves, Sauternes, Barsac, Saint Emilion y Pomerol, para hacer su promoción mundial. El grupo es prácticamente le élite de Burdeos, con las excepciones de los Primeros Grandes Crus, aunque Mouton Rothschild, Cheval Blanc y Château d’Yquem son miembros de honor.

A su vez, Philippe Casteja, presidente del Consejo de Grandes Crus Classés de Burdeos en 1855 (los 60 Crus de Médoc), consideró que los vinos 2009 “tienen gran color, son profundos, con gran cuerpo y gran permanencia en boca; grandes vinos que tendrán una capacidad de guarda muy importante”.

A nivel de Appellations (Denominaciones de Origen), encontré homogeneidad y precisión en los vinos de Saint Julien, Margaux, Saint Emilion, Pomerol y Sauternes, al igual que los blancos de Pessac Leognan. Se me quedaron algunos en el tintero pero mi apreciación general es excelente.

Otro hecho interesante es que por tratarse de una añada de alta calidad, la climatología permite la mejor expresión del terruño y los Burdeos 2009 son claramente vinos de terroir.

Philippe Casteja y su 1er Cru de Saint Emilion; Château Trotte-Vieille (Foto: rincondecata.com)

Salvado del granizo

No hay que olvidar que en mayo y junio de 2009, dos episodios de granizo afectaron seriamente una franja de los viñedos de Burdeos y varios productores perdieron más de la mitad de la cosecha. En la Denominación Margaux, Château Siran perdió el 55% y en Saint Emilion, Château Trotte Vieille, uno de los 15 Primeros Grandes Crus Classés, apenas pudo producir 8.000 botellas, cuando normalmente hace 36.000.

Pero lo más interesante de la historia es que la calidad de Trotte Vieille la garantiza su excelente Cabernet Franc, con una alta proporción de viñas de más de 80 años y algunas centenarias. El Cabernet Franc resistió la granizada y forzado por la naturaleza, Casteja ha producido el Saint Emilion 1er Gran Cru Classé con más Cabernet Franc de la historia; 67% en el ensamblaje, junto a 2% de Cabernet Sauvignon y 31% de Merlot. En un año normal la proporción de Merlot es del 45%.

Es decir que el  Château Trotevielle 2009 se parecerá en la proporción de Cabernets al atípico y consistente  Château Figeac, cuyo ensamblaje corriente es 30% Merlot y 35% de cada Cabernet. Pero la historia no termina allí. El vino será embotellado apenas en noviembre próximo, con lo cual habrá pasado 24 meses en barrrica; otra novedad. Según Philippe Casteja, la añada lo permitía y era necesario para redondear los Cabernets.

Debo decir que el vino que probé -muestra de barrica- es increíblemente elegante y expresivo, especiado y frutal, e impresiona por su nobleza. Conociendo antecedentes milagrosos en Saint Emilion será interesante degustar Château Trotte Vieille en 20 años para comprobar si efectivamente fue salvado del granizo.

En Saint Julien, una de las regiones más homogéneas y de la que salen vinos de gran elegancia y balance, la añada fue un éxito general. Para Patrick Maroteaux, presidente de la Denominación, “es una de las añadas históricas, con vinos magníficos en estructura, potencia, definición de fruta, profundidad y elegancia”.

Un hecho que también me cautivó -y lo había apreciado en junio anterior antes del embotellado- es que, aunque los vinos del 2009 son más potentes y más ricos en alcohol (en promedio 0,4º) que añadas como 2000, 2003 ó 2005, tienen superior acidez y guardan una magnífica frescura.

Etiqueta 2009 de Château Rauzan Segla (Foto: rincondecata.com) Desde el punto de vista de la imagen comercial, la añada 2009 sirvió igualmente para el rediseño de las etiquetas  de los Châteaux Troplong Mondot (1er Gran Cru Classé de Saint Emilion), Desmirail (3er Gran Cru Classé de Margaux) y Lynch Moussas (5º Gran Cru Classé de Pauillac).

Pero indudablemente la palma de oro se la llevó el Châteaux Rauzan Segla (2do Gran Cru Classé de Margaux), que encargó al diseñador de modas Karl Lagerfeld la etiqueta conmemorativa de sus 350 años. El resultado queda a juicio de mis lectores y de los consumidores.

Mientras tanto, disfrutemos la añada 2009 de Burdeos a la espera de otro año extraordinario; el 2010, que a juicio de muchos productores bordeleses completará una trilogía interesante, 2008-2009-2010, similar a las cosechas de hace 20 años, 1988-1989-1990.

* Mis vinos preferidos de la cata de Grandes Crus de Burdeos 2009 son numerosos pero me parece correcto señalar los que mas me sorprendieron gratamente, aquellos que dan plácer hoy y serán superiores en muchos años, aquellos cuyo balance y elegancia destacaron en mi paladar. Para facilitar la comprensión del lector, los relaciono por denominación de origen y orden alfabético, y aclaro que todos no fueron catados y por ello pueden faltar .

PESSAC LEOGNAN: Carbonnieux (blanco), Haut Bailly (tinto), Larrivet-Haut Brion (blanco), Malartic-Lagraviere (blanco y tinto), Smith Haut Lafitte (blanco).

SAINT EMILION GRAN CRU CLASSE: Beau-Séjour Becot, Berliquet, Canon La Gaffelière, Dassault, Figeac, Clos Fourtet, Grand Mayne, La Couspaude, La Tour Figeac, Larcis Ducasse, Pavie Macquin , Trotte Vieille.

POMEROL: Beauregard, Clinet, La Cabanne, La Conseillante, La Pointe, Petit Village.

LISTRAC: Clarke, Fourcas Dupré.

MOULIS: Maucaillou, Poujeaux.

HAUT MEDOC: Cantemerle, Citran, Coufran, La Lagune.

MARGAUX: Brane Cantenac, Dauzac, Desmirail, Ferriere, Giscours, Monbrison, Priuré-Lichine, Rauzan Gassies.

SAINT JULIEN: Beychevelle, Branaire Ducru, Gruaud Larose, Langoa Barton, Leoville Poyferré, Saint Pierre, Talbot.

PAUILLAC: Batailley, Grand Puy Lacoste, Haut Bages Liberal, Lynch Bages, Pichon Longueville Baron, Pichon Longueville Comtesse de Lalande.

SAINT ESTEPHE: Cos Labory, Lafon Rochet, Phelan Ségur.

SAUTERNES-BARSAC: La Tour Blanche, Nairac.

 

Comments are closed.